Sotero Figueroa Hernández

image

Sotero Figueroa Hernández nació en Ponce el 22 de abril de 1851. Fue periodista, dramaturgo, orador y autor de ensayos biográficos. También fue impresor de libros y periódicos. En su imprenta se editaba todo tipo de publicación de contenido patriótico. Fue fiel defensor de la libertad para Puerto Rico, uno de los mayores baluartes del independentismo del siglo XIX.

Aprendió el oficio de tipógrafo en la imprenta de José Julian Acosta quien fue también su maestro. Sotero Figueroa era mulato y artesano tabaquero. Figueroa participó en la fundación del Partido Autonomista en 1887. En 1888 recibe un premio literario por su ensayo de biografías. Escribió una zarzuela de sátira política, Don Mamerto. Al emigrar a la ciudad de Nueva York en 1889 conoce a José Martí y establece una gran amistad con el prócer cubano, convirtiéndose en su “mano derecha”. Con Pachín Marín, Alfonso Arturo Scomburg, Antonio Velez Alvarado funda en febrero de 1892 el “Club Borinquen”. El “Club Borinquen”, liderado por Sotero Figueroa, y un club de mujeres llamado “Mercedes Varona”, liderado por las esposa de Figueroa. “Las Dos Antillas” de Alfonso Schomburg era uno de los tres clubes revolucionarios creados por el enclave puertorriqueño dentro de la comunidad cubana de Nueva York.

Constituidos fundamentalmente de tabaqueros, los clubes revolucionarios puertorriqueños en Nueva York se ocupaban principalmente en el proyecto de recaudar fondos para el Partido Revolucionario Cubano en las fábricas. Sotero Figueroa fue el puertorriqueño de mayor liderato dentro del Partido Revolucionario Cubano llegando ser el Secretario de la Junta Ejecutiva del PRC. Colaboró con la fundación del periódico “Patria”. Tras la muerte de Martí los miembros del “Club Borinquen” crean la Sección de Puerto Rico del PRC. Sotero Figueroa es reclutado por el nuevo líder del PRC Tomás Estrada Palma para continuar su labor periodística en “Patria” y en la secretaria del PRC. Luego del final de la guerra cubano-española-estadounidense, Sotero Figueroa va a Cuba a colaborar con el primer presidente de Cuba, Tomás Estrada Palma, donde fue nombrado director de la Gaceta Oficial, el periódico principal del gobierno de la nueva república. Sotero Figuero intentó convencer a Estrada Palma y otros líderes cubanos de seguir la lucha a favor de la independencia de Puerto Rico.

Con Alfonso Arturo Scomburg, Sotero Figueroa hizo gestiones para organizar la lucha armada en Puerto Rico contra el dominio estadounidense. Intentaron reclutar a “Aguila Blanca” y otros combatientes pero se dieron cuenta que el nuevo imperio yanki tenía encarcelados a esos rebeldes subversivos. Desilusionado Sotero Figueroa continúa colaborando con el gobierno cubano hasta su muerte en 1923.

Un pensamiento sobre “Sotero Figueroa Hernández”

  1. Estoy muy orgullosa de saber que el es parte de mi historia. Acabo de saber que el fue mi tatara abuelo. Ahora entiendo de donde nace mi tenacidad y compromiso a la justicia civil y los derechos humanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *